martes, 30 de abril de 2013

Rollitos yakitori

Hice este plato porque tenía unas obleas de arroz desde hacía años y con la mudanza había que sacarlo todo, me puse a experimentar con un cerdo con setas y quedó muy bueno, pero las fotos un horror. Así que repetí la gracia con pollo a la japonesa, soy un poco monotema, la verdad, pero me pareció que la textura del pollo, la salsita y el rollito combinaban a la perfección. Y como aquí también hay planchas de ésas de arroz, seguiré repitiendo...

Como rollitos quedan oscuros, pero ricos.
Ingredientes:
  • obleas de arroz (las venden con la comida oriental)
  • contramuslo de pollo
  • cebolleta
  • 50 ml de sake
  • 50 ml de salsa de soja
  • 1 cucharada sopera de azúcar
  • jengibre molido (al gusto)
  • aceite para freír
Hacemos la salsa hirviendo 7 minutos el sake, la soja, el azúcar y el jengibre y sumergimos el pollo en tacos y la cebolleta en juliana en la salsa.
Preparamos las obleas y las vamos rellenando.
Para que no se peguen e inutilicen, cosa que me ha pasado, yo las paso por el grifo (con poca presión de agua) para que se impregnen de agua, las coloco en un trapo de cocina de los de felpa y le paso un papel de cocina dándole toquecitos (si se extiende el rollo sobre la masa de arroz se corre el peligro de que se peguen). Pongo el relleno (en este caso el pollo) de manera que pueda cerrarlo y formar un rollito como los de la foto.
Freímos los rollitos en el wok con aceite de manera que queden dorados por todos lados y escurrimos en papel de cocina.
Servimos.

domingo, 28 de abril de 2013

Cordero al vino tinto

Otra receta del estupendo programa de canal cocina de cocina francesa. Aunque mariné menos que la cocinera, estaba tremebundo de bueno, para sacar más material del congelador. Probadlo, seguro que os gustará.

El original es con puré de patatas, pero con patatitas fritas está mucho mejor, a mi gusto.
Ingredientes (para dos personas):
  • una pierna de cordero en una pieza
  • 1 l de vino tinto fuerte
  • 1 cabeza de ajo
  • 1 cebolla amarilla
  • 1 zanahoria
  • 1 puerro
  • 1 rama de apio verde
  • 1 tomate maduro
  • harina
  • 2 cucharadas de mantequilla
  • 1/2 taza de brandy
  • laurel
  • tomillo
  • romero
  • sal
  • pimienta
  • 1 cacito de caldo de carne knorr
  • 1 hueso de caña o de cordero
  • patatas (para acompañar)

Hacemos unos cortes finos en diferentes sitios de la pierna de cordero y colocamos en cada uno de ellos un diente de ajo con un poco de sal y pimienta.
La ponemos en adobo de vino tinto con la zanahoria, la cebolla, el puerro, la rama de apio, el laurel, el tomillo y el romero y cubrimos totalmente de vino y maceramos unas 6 horas.
Pasado este tiempo, sacamos la pierna de cordero del adobo, echamos un poco de aceite por encima e insertamos dientes de ajo enteros dentro de los cortes.
Horneamos la pierna de cordero a 200ºC y vamos girando para que se coloree por todos los lados.
Bajamos la temperatura del horno a 175ºC y seguimos con la cocción durante 1 hora y media.
Seguidamente. calentamos la mantequilla en una cacerola grande.
Añadimos la cebolla picada junto con los huesos de caña y el tomate troceado.
Incorporamos la harina, rehogamos bien y vertemos el contenido del adobo de vino, sin las verduras.
Añadimos romero, tomillo, laurel y un diente de ajo y un chorrito de brandy y salpimentamos generosamente.
Seguidamente, lo cocemos a fuego medio durante una hora y filtramos la salsa.
Añadimos el cacito de carne y acabamos de cocinar, a una temperatura más alta.
Partimos la carne cocida, la partimos en lonchas no muy finas y las disponemos en una bandeja de servicio.
Acompañamos la receta con nuestra salsa de vino tinto y puré de patata.

jueves, 25 de abril de 2013

Fideos negros

Tengo alguna otra receta de fideos negros, pero vi ésta en la web de Gallina Blanca y se me antojó. Tiene el toque del flameado (que, típicamente, hace el Barbas) y está muy rico. A ver qué os parece.

¿Sabíais que he encontrado tinta en México? Puedo seguir haciendo estas ricas recetitas negras...
  • 200 gr de fideos finos
  • 1 copita de coñac
  • 500 ml de caldo de pescado
  • salsa de tomate
  • cebolla picada
  • 2 bolsas de tinta de calamar
  • guisantes
  • 300 gr de calamar o sepia a daditos
  • aceite

En una cazuela ponemos un poco de aceite y doramos los fideos.
En la misma grasa sofreímos la cebolla picada, rehogamos los guisantes y salteamos los dados de calamar.
Flambeamos con el coñac y añadimos la salsa de tomate.
Removemos y agregamos el caldo con la tinta diluida.
Dejar cocer hasta que el calamar esté tierno.
Incorporamos los fideos.
Hervimos a fuego vivo durante el tiempo que indica el paquete.

lunes, 22 de abril de 2013

Minipizzas mediterráneas

Ya lo he dicho alguna vez, yo las pizzas normales no las trabajo. Siempre tienen una vuelta de tuerca. En este caso, la masa, que no es de pizza, sino de pan de pita. Vi la receta de nuevo en la revista del hola, y supe que tenía que hacerla. De hecho, las repetí en la fiesta de despedida en casa de mi padre con emmental y salchichas y fueron un exitazo total. Ahora veréis lo difíciles que son. Éstas se llaman mediterráneas en este caso porque conjuga un concepto italiano con un pan del sur y el este mediterráneo (pan de pita), un queso griego y las hice en Barcelona. Bueno, en Santcu.

Las mías sencillitas, con su quesito nada más, casi una Margarita, o, por ser queso griego, una rododendron :P
Ingredientes:
  • un paquete de pan de pita (con 3 panecillos nos sobra)
  • queso feta
  • salsa de tomate
  • pimientos del piquillo asados
  • aceite de oliva
  • orégano
La del Barbas tiene unos pimientos asados para darle más lustre.

Precalentamos el horno a 200º.
Abrimos los panes de pita por la mitad (obteniendo dos panes redondos de cada pan) y untamos la cara de dentro (menos lisita) con el tomate.
Añadimos los ingredientes que hayamos escogido (el queso es esencial) y horneamos 5 minutos.
Servimos.

sábado, 20 de abril de 2013

Sopa sencilla de pollo con pasta en mi cocina nueva

Lo bueno se hace esperar, pero por fin nos hemos trasladado. Todavía quedan flecos y cajas por vaciar (los libros de cocina, ni más ni menos). Yo estaba pensando a ver con qué estreno esta nueva vida. Pensaba que fuera algo grandilocuente, pero anoche estábamos tan agotados, que bastante que acerté a hacer un caldito casero (señoras que hacen hogar preparando caldo). La receta la saqué de un libro que tengo hace por lo menos quince años, cuando no me dedicaba a cocinar masivamente como ahora, y me la regalaron en un curso de una conocida marca de caldos. Con mis cambios, por intendencia (no vi huesos de rodilla y usé un ossobucco) y por principios. Por cierto, que tras un mes en lo de mi suegra me he dado cuenta de que soy una sosainas y me quedó un poco falto de sal, pero confortante un rato. He llamado a la receta "sopa sencilla de pollo con pasta" porque en mi primer cumpleblog hice una más historiada...

Las conchitas se van al fondo...
Ingredientes:
  • 2 pencas de apio
  • 1/2 cebolla blanca con un clavo (de especia) clavado
  • un medallón de ossobucco
  • una pechuga de pollo
  • una zanahoria
  • agua
  • una pastilla de caldo
  • 30 gr de pasta (en este caso, tiburones)
  • cebollino picado
  • un chorrito de jerez

En la olla exprés ponemos a cocer las verduras con el ossobucco y el pollo, cubrimos con agua y cocemos 8 minutos desde que sale el vapor.
Pasado ese tiempo, despresurizamos y colamos la cantidad de caldo que quepa en un cazo.
Ponemos a calentar y cuando hierva echamos la pasta.
Cocemos el tiempo que diga el fabricante, cortamos el fuego y echamos un poco de jerez para cortar la cocción.
Repartimos en los boles con un poco de cebollino en cada uno.

Se puede desmigar un poco de la pechuga de pollo, pero ayer no tenía fuerzas...

miércoles, 17 de abril de 2013

Tostas de sobrasada, huevo de codorniz y trufa blanca

Hace ya unos dos años que el Barbas había traído de Croacia trufa blanca, y no estaba yo por la labor de dejarla muerta de risa. Pero las recetas que veía no me gustaban, sencillamente me parecía un ultraje usarla para unos espaguetis, las cosas como son. Lo de hoy tampoco es un plato hipercomplicado, la verdad es que para algunos rondará la blasfemia, pero me parecía un plato coqueto, gustoso, y decidí rematarla en él. La receta es de un especial de cocina que Hola sacó esta navidad.

Se la dedico a mi primo Guillermo, que hoy cumple 30 años en Chile, donde estsá haciendo las Américas. Ya que no le puedo mandar la tapa por correo, le dedico la manera de hacerla...

Un claro homenaje al héroe de esta mudanza, que es el Barbas.
Ingredientes:
  • 4 biscotes redondos
  • 4 huevos de codorniz
  • sobrasada
  • una trufa blanca

Pasamos la sobrasada unos segundos por la sartén y la untamos en los biscotes.
En una sartén tan pequeña como nos sea posible echamos un poco de aceite y hacemos a la plancha uno a uno los cuatro huevos, que vamos sacando a cada uno de los biscotes.
Cortamos o rallamos la trufa y la repartimos por los biscotes.

martes, 16 de abril de 2013

Ad calendas toscanas Abril 2013: Cacciucco alla livornese

Mi primer reto hecho en México, lo hice en casa de mis suegros. He pagado la novatada, porque como no conozco los patrones de conducta de las pescaderías, pues compré un poco de aquella manera -y con la prisa- y no me quedó tan bien como yo quería, al menos por la textura (tenía que quedar más contundente). A ver qué os parece.

En la foto sí queda aparente...
Ingredientes (para 4 personas):
  • Pescados y mariscos surtidos (para hacer el caldo compré una cabeza de robalo, un pedazo autóctono, además de calamar, pulpo cocido -error, siempre es mejor cocerlo una misma-, un pescado blanco que desconozco, gambas, además de algunas almejas y mejillones en conserva)
  • 2 cebollas
  • 2 zanahorias
  • 2 pencas de apio
  • 2 tomates
  • 2 dientes de ajo
  • perejil picado
  • un vasito de vino tinto
  • salsa de tomate
  • un pan oscurito
  • sal

Limpiamos todos los pescados (o los compramos ya limpios en la pescadería, tal era mi intención).
Con parte del pescado, una cebolla, un tomate, una penca de apio y una zanahoria hacemos un caldo rápido (20 minutos cociendo), lo colamos y reservamos en caliente.
En una sopera sofreímos la cebolla picada, apio y zanahoria, y cuando se doren añadimos el ajo y el perejil picados.
Echamos el calamar, y cuando se haya evaporado el agua, agregamos el vino tinto, la salsa de tomate y el tomate troceado.
Abrimos las almejas en esta mezcla y cuando estén abiertas echamos el resto de pescados y mariscos, y cuando cambien de color cubrimos con el caldo que habíamos reservado y el pan tostado.
Servimos.

domingo, 14 de abril de 2013

Tallarines cuatro quesos

Culo veo culo quiero, que se dice. Esta receta es de febrero, cuando todavía trabajaba en el hotel. Lo digo porque yendo a trabajar pasé, como cada día, por la estación de Francia, que está frente al hotel, y en el panel del restaurante donde indica el menú del día decía clarito espaguetis cuatro quesos. Yo lo hice con tallarines, porque al Barbas le gustan más.

Pongo cuatro quesos que seguramente usé, (sed clementes, hace mes y medio de esta receta y tengo la cabeza a saber dónde). Se pueden usar los que cada uno prefiera, ni qué decir tiene.
Ingredientes:
  • 100 gr por persona de pasta larga al gusto
  • mantequilla
  • queso roquefort
  • queso brie
  • queso emmental
  • queso parmesano o grana padano (éste es mi toque, este queso no lo perdono)

Cocemos la pasta en agua salada el tiempo que diga el fabricante (se le puede añadir una hoja de laurel, da un aroma muy rico).
Mientras, derretimos la mantequilla en una sartén de fondo grueso.
Agregamos los quesos para que se vayan deshaciendo, con cuidado para que no se nos quemen en ningún momento.
Escurrimos la pasta bien y la mezclamos con los quesos, intentando que todo quede bien impregnado.
Servimos.

viernes, 12 de abril de 2013

Magret al roquefort

Esta mañana por fin ha llegado mi mudanza. Estábamos ahí tras un madrugón, y de repente el camión, con todas nuestras cosas. Van saliendo, y de repente mi doufeu de Le creuset, casi me abalanzo al grito de "mi niña, ya estás en casa, un abrazo a mamá" o algo del estilo, pero me he contenido como una cocinera madura y bregada en mil cocinas. Luego, los libros de recetas, con las cajas que se caían a cachos, como si mis libritos quisieran salir a saludar. En total, entre recepción y leve acomodo (algunas cositas rotas, no todas de la cocina, conste), siete horas hasta que nos hemos ido a comer.

Personalmente, he cerrado la sesión de hoy -tengo el cuerpo para el arrastre, y eso que sólo he visto cómo trabajaban otros- y vengo ahora a traeros una recetita del programa de cocina francesa de canal cocina, no es exactamente operación congelador, porque fue la gula lo que me motivó a prepararlo. No se puede ser más francés que este plato.

Nunca había hecho el magret con un salsa así, y la verdad es que queda de vicio.
Ingredientes (para 2 personas):
  • 1 magret de pato
  • 100 ml de nata líquida
  • 75 g de queso roquefort
  • ½ taza de vino dulce tipo Moscatel (yo usé Oporto)
  • 1 cucharada de mostaza fuerte de Dijon
  • sal y pimienta
  • patatas

Damos unos cortes en la capa de grasa formando cuadraditos, sin tocar la carne.
Machacamos el roquefort con un tenedor, lo mezclamos con la nata, la mostaza fuerte y el vino dulce.
Ponemos esta preparación en una cacerola pequeña y la calentamos a fuego lento.
Ponemos los magrets a asar a fuego vivo en una sartén de fondo grueso muy caliente, y sin ninguna materia grasa 4 minutos por un lado y dos por el lado sin la piel, lo sacamos y lo reservamos en el horno a 50º (para que se conserve caliente sin hacerse).
Añadimos la salsa de roquefort a la sartén.
Hacemos la patata en el microondas 5 minutos y luego las doramos en rodajas en una sartén.
Dejamos cocer la salsa durante 3 minutos a fuego lento.
Por último, cortamos los magrets en filetitos y los servimos con la salsa y las patatas doradas.

miércoles, 10 de abril de 2013

Tarta fácil de melocotón en almíbar

En la misma revista (creo) que el arroz del otro día vi esta tarta; y yo que abominaba en el cole del melocotón en almíbar, de repente quise hacerla. Hice bien, porque no empalaga nada. Es muy fácil y está muy buena, y fue uno de esos éxitos reposteros que compartí con mi cuñada Iliana (mi hermano, como yo, no es muy de fruta, y menos en almíbar) y el Barbas, definitivamente, no es nada goloso.

Lo propio es hacer la tarta con 6 mitades de melocotón, pero di una de las latas a alguien que vino pidiendo a casa y aproveché lo que había.
Ingredientes:
  • una lámina de hojaldre
  • dos latas pequeñas de melocotón en almíbar (yo usé una por el motivo indicado bajo la foto, pero con 6 mitades tiene que quedar mejor por definición)
  • 2 dl de nata líquida
  • 3 huevos
  • 6 galletas digestive
  • 1 cucharada de mantequilla

Precalentamos el horno a 200ºC.
Untamos con mantequilla un molde desmontable y lo forramos con la masa de hojaldre, extendida con un rodillo (o un vaso liso).
Pellizcamos ligeramente los bordes sobrantes.
Pinchamos la base con un tenedor y cubrimos con papel de horno y legumbres.
Horneamos 10 minutos.
Mientras, escurrimos los melocotones.
Picamos las galletas y las mezclamos en un bol con la nata líquida, los huevos batidos y el azúcar.
Sacamos la masa del horno, quitamos el papel con las legumbres y ponemos los melocotones con la parte abombada hacia arriba repartidos por la base de hojaldre.
Vertemos la preparación y horneamos a 180º durante 35 minutos.
Podemos espolvorear con azúcar glas antes de servir.

domingo, 7 de abril de 2013

Tortilla de merluza

La receta de hoy es del estupendo blog Rebañar hasta acabar, tenía ganas de probar alguna de sus estupendas recetas, y la operación congelador y el hecho de ver su tortilla me hizo caer, por fin, en la tentación. Bueno, el resultado hizo honor a la dirección del blog: "no vas a dejar nada", porque cayó entera. Y doblemente nutritiva, porque siempre es bueno comer pescado.

Me ha costado, pero con una buena sartén y un poco de arrojo, cuajo las tortillas así de bien. Aunque creo que al Barbas le gustaría que le pidiera que me volteara alguna tortilla de vez en cuando...
  • 2-3 medallones de merluza sin espinas
  • 1 cebollas medianas
  • 1 diente de ajo
  • 4 huevos grandes
  • aceite de oliva
  • Sal

Desmenuzamos la merluza, salamos y reservamos.
Picamos las cebollas y el diente de ajo.
Calentamos el aceite y rehogamos la cebolla a fuego suave.
Cuando comienza a dorarse añadimos la merluza desmenuzada y la rehogamos.
Batimos los huevos y mezclamos con el contenido de la sartén.
En una sartén antiadherente con un poco de aceite cuajamos la tortilla, cuidando que quede jugosa (con el huevo no demasiado hecho) y servimos.

sábado, 6 de abril de 2013

Arroz al horno con alcachofas y pollo

Si lo pienso fríamente, si algo sale caro en esta vida es una operación congelador, porque para sacar un ingrediente compro 7 y hago un guisote, en vez de hacer el citado ingrediente, en este caso alcachofas, a la plancha. Pero entonces esto de hacer una operación congelador y de paso crear recetas chulas y novedosas para el blog no tendría maldita la gracia, y mi cocina sería un lugar muy aburrido.

Resumiendo: que tenía unas alcachofas en cuartos de La Sirena y una revista de cocina de invierno, en la que venía la receta de hoy. Yo no soy muy amiga de esa hortaliza, pero sé que es sana, y, como los niños chicos, la disfracé entre granos de arroz y me salió un plato muy rico del que no quedó nada. Ahora veréis lo fácil que es.

A la salida del horno, un plato muy ordenado.
Ingredientes (para dos personas):
  • 150 gr de arroz redondo
  • 1/2 paquete de alcachofas en cuartos congeladas
  • 150 gr de pollo
  • 1/2 cebolla
  • panceta
  • 375 ml de caldo de pollo
  • 1 ajo + 1/2 cabeza de ajos
  • 1 tomate rallado + 1 tomate maduro
  • 1 tarro pequeño de garbanzos cocidos
  • aceite de oliva
  • pimentón dulce
  • azafrán
  • sal y pimienta
En el plato, a punto de arramblar con todo.

Precalentamos el horno a 200ºC.
Picamos la cebolla y un diente de ajo y lo doramos con la panceta en una cazuela apta para horno.
Incorporamos el pollo troceadito.
Echamos las alcachofas, que ya vienen en cuartos, con una cucharadita de pimentón y tomate rallado, salpimentamos y cocemos unos minutos.
Agregamos el arroz, sofreímos un minuto y añadimos los garbanzos, el caldo caliente y unas hebras de azafrán.
Ponemos la media cabeza de ajos en el centro y el tomate en rodajas.
Horneamos 18 minutos o hasta que el arroz haya absorbido casi todo el caldo.
Reposamos 5 minutos y servimos.

jueves, 4 de abril de 2013

Tosta de revuelto de roquefort

Ahí va otra receta adaptada de Julius. Este chico tiene soluciones para casi cualquier cosa, y aunque yo suelo cambiar las recetas bastante, intento conservar cierta similitud con el original. Él usa tortas de maíz y yo prefiero formato tosta. Manías mías.

Es un revuelto con mucha personalidad, está muy bueno y es muy completito.

En México, con la devoción que le tienen a desayunar huevos, sería un desayuno delicioso. Yo lo suelo poner de cena, pero donde fueres, haz lo que vieres...
Ingredientes:
  • 1 hogaza de pan por persona
  • cebolla
  • 2 huevos por persona
  • 50 gramos de roquefort
  • 1 pimiento verde italiano (o medio lamuyo)

Doramos el pan en el horno por ambos lados.
Ponemos dos cucharadas de aceite de oliva en una sartén y salteamos el pimiento picado en trozos muy pequeños, agregamos la cebolla a su vez picada, el roquefort y los dos huevos enteros.
Removemos bien la mezcla para romper los huevos.
Cuando hayan ligado, sin hacerse mucho mucho colocamos la mezcla encima del pan y servimos.

martes, 2 de abril de 2013

Carré de cordero con costra de hierbas

Hoy os traigo otra receta del libro de menúes de Gordon Ramsay, esa joya de mi biblioteca, ya en puertas de mi nueva casa (la mudanza ya ha llegado a Veracruz, a ver lo que tardan en traerlo al DF). Y otra receta para la operación congelador, que había comprado un costillar de cordero en la Boquería y me llegó el momento de usarlo.

Es una receta fácil y está muy buena. Ramsay usa más tiempos que los míos (de hecho, el hornea dos veces el cordero, una sin costra y otra con costra), porque los corderos que se compran en Inglaterra suelen ser más grandes que los que se compran en España, por lo que necesitan algo más de tiempo. Pero vamos, la receta no tiene desperdicio (bueno, sí, los huesos).

En este caso, patatas en oblea, aunque Mr Ramsay abunda en más detalle para hacer patatas panadera.
Ingredientes (para dos personas):
  • un costillar de cordero
  • sal y pimienta molida
  • aceite de oliva
  • mostaza de Dijon
  • pan rallado
  • perejil
  • cilantro
  • tomillo
  • romero
  • parmesano rallado
  • patatas

Precalentamos el horno a 200ºC.
Marcamos el carré en cuadros con un cuchillo y salpimentamos.
En una sartén que pueda ir al horno ponemos un poco de aceite y doramos el costillar por ambos lados.
Mientras, preparamos la costra mezclando (a ser posible en el robot, pues se cohesiona más uniformemente) las hierbas, el queso y el pan rallado.
Untamos el carré con la mostaza y luego le adherimos la costra de hierbas,
Horneamos 5 minutos mientras freímos las patatas.
Dividimos el carré (ésta es casi la parte más difícil, casi recomendaría partirla en grupos de tres chuletas antes de hornearla para que al sacarla no se caiga la costra) y servimos con las patatas.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...